El elixir de la vida; en busca de la vida eterna.

Post escrito por Ailín Dios.

¿Quién no tiene miedo a envejecer? ¿Qué pensaríais si os dijeran que las plantas tienen la llave a no envejecer? Actualmente estamos rodeados de cremas anti edad, anticelulitis, rejuvenecedoras… Pero nadie se ha dado cuenta de que la respuesta a vivir más está en la naturaleza y no es una mera casualidad! Las formas y los colores en una misma especie esconden el secreto mejor guardado.

Toda esa cantidad de formas diferentes dentro de la misma fruta o verdura… Esas que no nos gustan porque son amorfas o que tienen un color que no es “tan perfecto” como para que nos lo comamos, esas, tienen la respuesta.

Figura1

Desde siempre los ecologistas provocan reyertas absurdas contra los investigadores sobre todo en lo que se refiere a lo “genéticamente manipulado”, pero a ninguno se le ha ocurrido pararse un momento y ponerse a pensar. Todos se quejan de la globalización, el capitalismo y la pérdida de “lo natural”, pero ¿qué es lo natural?

La gente se queja, que quiere lo ecológico, lo que es de la tierra pero bien que cuando vamos a comprar a nuestra verdulería buscamos los tomates más grandes, más rojos… Ahí estamos seleccionando, descartando lo que no nos gusta y, sin darnos cuenta provocamos una pérdida de variabilidad. Le exigimos a nuestro vendedor que sea más observador y que rechace al pobre tomate que sea un poco verde o que este algo deformado.

Claro, después de mezclar el miedo a envejecer y los tomates cualquiera que lea esto dirá “y que tiene esto que ver” o incluso como diría la señora Botella, “Las manzanas no son peras. Si se suman una manzana y una pera nunca puede dar dos manzanas”. Pero todo tiene que ver.

Los investigadores a lo largo de los años se han interesado por los problemas relacionados con todo “lo natural”, aunque los ecologistas y los amantes de lo ecológico se empeñen en hacernos creer lo contrario. Gracias a ellos, en los últimos años se han ido siguiendo varias pistas sobre cómo evitar que se pierdan todas esas variedades que tenemos en el mercado dentro de una misma fruta o verdura, que lo natural no desaparezca y que podamos seguir eligiendo a la hora de ir a comprar.

Figura 2

Primero fue ir buscando y guardando semillas de todo lo que nos encontrábamos por el camino en cada uno de los huertos que pertenecían a los pequeños agricultores, así, si guardamos un poquito de cada cosa, nunca los vamos a perder decían. Pero ahí no acababa el dichoso problema porque, como todo el mundo sabe, ellas también se hacen viejas y, con el paso del tiempo, tampoco terminan germinando bien.

Entonces aparecen aquellos investigadores valientes y se encargan de, además del almacenamiento de todas las variedades a temperatura y humedad perfecta, a reproducirlas cada cierto tiempo para que no envejezcan y sigamos guardando la información, por si se lía la de Dios, sino que se lo digan a los irlandeses y sus patatas (Figura 2). Pero esto ni es fácil, ni todas se dejan, así que aquí viene el tercer paso y en el que yo estoy metida.

En la última década a muchos investigadores se les ha ocurrido intentar solucionar este problema buscando una vía que nos permita retrasar ese ENVEJECIMIENTO que atormenta a plantas y a seres humanos, ni que esto fuera fácil…

Y de ahí aparecen los “mutantes” y las “transgénicas” que todo el mundo teme y que salen corriendo cuando escuchan la palabra genes. Esto no es más que una forma de acortar el tiempo de búsqueda de lo que hace que las semillas puedan durar más tiempo y poder conservarlas mejor.

Por eso, lo que buscamos no es más que alguna planta de nuestra colección de mutantes con ganancia de función evite el perder esa viabilidad (Figura 3). ¿Cómo hacemos eso? Pues tras muchos años de estudios, becarios y recortes presupuestarios, se encontraron dos proteínas que controlan la tasa de envejecimiento coordinando la expresión de ciertos genes. Tras varios estudios sobreexpresando estas proteínas en plantas (Oh wait, transgénicas!), conocidas como factores de transcripción se vio que las plantas transformadas producían una mayor cantidad de la hormona conocida como giberelinas que induce la germinación de las semillas con lo que su longevidad se veía afectada.

Figura 3

Igualmente quedaban varias incógnitas y una de ellas es el desconocimiento del mecanismo que utilizan estos factores de transcripción para controlar el envejecimiento relacionando no solo moléculas sino que también modificaciones en la estructura de las semillas lo que las hacen más propensas a “hacerse viejas”. Por lo que se planteó que los componentes que confieren mayor longevidad, como el almidón o taninos (si, esos del vino) junto con alguna sustancia en la parte exterior conferían una ventaja estructural.

Sin embargo, se sigue desconociendo los mecanismos por los cuales estos factores refuerzan la cubierta de las semillas, por lo que en esta parte del proyecto lo que se busca es averiguar en donde se expresan cada uno de y la interpretación biológica por medio de la búsqueda de semillas con una mayor o menor viabilidad germinativa en presencia de un estrés, en este caso el calor.

Así que, los estudios sobre el envejecimiento de semillas, que hasta ahora son muy limitados, no solo por los desagradecimientos por parte del Estado en las ayudas, sino también por parte de organizaciones, a las que se les están terminando los motivos de censura, empiezan a dar sus frutos en colecciones de plantas modelo, como en la mala hierba Arabidopsis. Esperemos que en un futuro no muy lejano, podamos extrapolar estos conocimientos a otras plantas superiores y, quién sabe si podamos encontrar homologías en los seres humanos que nos permitan mantenernos tersos y fresquitos durante más tiempo.

36 Comentarios

Participa Suscríbete

Norberto BerlinNorberto Berlin

Muchos nos quejamos de la globalización, el capitalismo y los productos agrotóxicos (por ejemplo, las semillas transgenocidas de Monsanto o Novartis, que acaparan más del 90% de la creciente producción mundial de los OMG) porque es un modelo inviable, infuturible y que atenta, en el caso de los productos no naturales, contra la salud. Y no solamente es ingerir directamente esos productos plagados de herbicidas o pesticidas, sino de alimentarte a través de vías indirectas, como es el caso de animales que consumen pienso en un 100% con OMG (esto último lo ha dicho el responsable de Monsanto en España). Es así de simple.

Respecto del capitalismo…. es un modelo de rapiña y expolio sobre otros pueblos mediante el neocolonialismo y el imperialismo. Ejemplos hay a miles a lo largo de la historia, sobre todo del siglo XX a acá.

Eduardo Ferreyra

Los sabios, sensatos y conocedores de los grandes temas siempre tienen dudas de muchas cosas. Por desgracia los ignorantes siempre están seguros de todo. Es preocupante el avance del fundamentalismo en el mundo, no tanto en su expresión terrorista de bombas en plazas y supermercados, sino en la ciencia donde causa mucho más daño que las bombas. Los supermercados se reparan y siguen prestando su utilidad pública, pero el fundamentalismo que ingresó a un cerebro lo destruye para siempre. De ese peligro la gente sabia y sensata ya se había dado cuenta en el pasado, y así fue que el Cardenal Thomas Wolseley advirtió a los maestros y educadores en el siglo 17: “Tened cuidado con lo que metéis en esas cabecitas porque nunca, jamás, podréis sacarlo de ahí.”

AntonioAntonio

Otro idiota… La ciencia no es fundamentalista, el ecolopijismo es el fundamentalista. La ciencia es lo contrario del fundamentalismo. La ciencia se basa en los datos y según ellos hace sus afirmaciones. Los datos apoyan abrumadoramente que los transgénicos son menos peligrosos, más productivos y mejores para el medio ambiente que la agricultura “ecológica”. Ante esto, el ecolopijismo se comporta de forma fundamentalista insistiendo en todo lo contrario.

AilínAilín

Siento contradecirle, pero la ciencia no es irrefutable, todas y cada una de las investigaciones son herramientas para dar mayor o menor veracidad a una hipótesis. El trabajo de los científicos no es más que dotar a una premisa de razones de peso que permitan verificar y reproducir un enunciado. Así es como ha evolucionado la ciencia a lo largo de los siglos sino que se lo digan a la física cuántica.

AilínAilín

Primero buenas tardes, ante todo me gustaría darte las gracias por participar en este blog así que espero poder contestar a tu comentario de la mejor manera posible. Durante estos años la falta de información y desconocimiento por parte de la gente ha propiciado esta clase de comentarios.
Todos los productos transgénicos se someten a duros exámenes para poder estar en el mercado, tanto es así, que si tuviera hijos, me fiaría más de los productos transgénicos que de los “naturales”. Además, el problema no radica en las grandes empresas, entiendo que se vea un cierto recelo hacia ellas, pues solo muy pocas y con gran poder, pero eso me temo, es gracias a todos y cada uno de los individuos que se empeñan en lapidar a los transgénicos sin ningún tipo de información. Si esto no se diera, muchos equipos de investigación y pequeños laboratorios no tendrían que vender sus patentes o donarlas para que otros, con mayor poder adquisitivo, puedan hacerse cargo del coste económico que supone sacar un producto/variedad transgénica al mercado. Por ello, este es el primer paso, conocer a fondo las causas por las cuales estamos donde estamos.
Por último quiero decirte que la biotecnología está donde menos te lo esperas y existen muchos ejemplos, el color gastado en los vaqueros, los detergentes de la lavadora o incluso en las peleterías para curtir el cuero. Como me dijo un gran profesor con el que he tenido el gusto de aprender muchísimo “Existe la buena y la mala biotecnología y siempre depende de nosotros mismos”

Norberto BerlinNorberto Berlin

Hola Ailín. Gracias a tí.

El problema no es tanto la biotecnología, en sí, como lo son las prácticas mafiosas de empresas como Monsanto o Bayer y sus dudosos productos puestos en el mercado. Hay ejemplos de contaminación tóxica de semillas transgénicas en países como EEUU o la India, por parte de esas industrias que actúan amparadas en la impunidad. El caso de la India es sangrante, con suicidios de agricultores por doquier debido al fracaso en la plantación de algodón modificado genéticamente procedente de Monsanto, que se sabe no germina en condiciones, obtiene un peor rendimiento, fomenta la putrefacción de la raíz, deforma las hojas o se infesta por insectos como las cochinillas. Y, en ocasiones, se ha constatado que el ganado que ha pastado en esas plantaciones de algodón de la India, finalizada la cosecha, ha provocado muertes en animales como búfalos, cabras y ovejas. Esto se llama responsabilidad criminal.

Por mucho que se empeñe el Departamento de marketing de Monsanto en afirmar lo contrario, en un alarde de manipulación para lavar su imagen, sus prácticas son cercanas a la delincuencia organizada, por tanto, al chantaje o la extorsión. Es decir, si no aceptas a Monsanto estás en contra de la biotecnología. Ya se sabe que los mecanismos de esta empresa para usar la coerción (“persuasión”) son bien conocidos. Para mal el control de la agricultura está cada vez en manos de esta y otras multinacionales que pretenden globalizar la agricultura como si fuera un “cártel” mafioso.

El monopolio de Monsanto y otras empresas como Dow Chemical, DuPont, Syngenta o Bayer CropScience, sobre la industria de las semillas, está impidiendo que se investigue para determinar la seguridad de sus cultivos transgénicos. Esa es la realidad: no hay seguridad alimentaria, se “desconocen” sus efectos a medio o largo plazo…. Y el hecho de que Monsanto se oponga al etiquetado de productos con sus OMG confirma, de alguna manera, que tienen mucho que esconder.

Saludos

AntonioAntonio

“El caso de la India es sangrante, con suicidios de agricultores por doquier debido al fracaso en la plantación de algodón modificado genéticamente procedente de Monsanto”

XDDDDDDDDDD

Joder, tío, infórmate un poco antes de repetir las gilipolleces de cualquier iluminado ecologuay.

http://www.losproductosnaturales.com...lgodon.html

AilínAilín

Esta clase de personas y organizaciones son las que hay que desmantelar día tras día, mi post no es más que una forma de intentar informar a la gente sobre lo que es capaz de proporcionar la biotecnología y de cuantas maneras diferentes podemos enfocarla. No solo en alimentos, sino en cientos de actividades, desde preservar la variabilidad preservando las semillas, como es mi caso, en la producción de enzimas para la industria alimentaria, o en los detergentes (https://www.youtube.com/watch?v=F2sGW3CTiq4).
Gracias por la intervención Antonio, y esperemos que cada día, con los nuevos y numerosos avances estas personas queden al final del camino, sin ningún tipo de excusa para continuar en contra

AntonioAntonio

Gracias a ti por el artículo, que me ha parecido de lo más interesante.

Por cierto, ayer por la mañana puse un comentario y aún no está visible, supongo que por contener dos enlaces. ¿Podrías activarlo?

Norberto BerlinNorberto Berlin

Y tú me dices que me informe por una página, la de Mulet, que tiene fobia patológica a la agricultura ecológica y en favor de Monsanto, vamos el colmo de la objetividad…Es una broma demasiado pesada como para tenerla en cuenta. Si ese (el XDDDDD) es tu argumento, eres un tipo más bien patético.

J. M. Mulet

Más patético me parece dejar un comentario en un blog que estás despreciando. Debe ser que en el fondo te gusta.

AilínAilín

Me gustaría, Norberto que se informara por medio de los enlaces sobre estudios científicos, ensayos y recopilación de datos que le he pasado. Así si que puede contradecirnos, si realmente tiene otros informes científicos para refutarlos. Yo no he nombrado a Mulet en ningún momento, y sobre mis enlaces no veo ningún pero por su parte, al menos de momento.

BetitresBetitres

Comentas en Naukas, blog de ciencia en el que, entre otros, colabora Mulet, y, no sólo lees, sino que comentas, valga la redundancia.

RaulRaul

mi pregunta es… Estas en contra de monsanto y otras grandes empresas similares o de los transgénicos… Si el que vende esa semilla modificada geneticamente fuese un laboratorio familiar afincado en un pequeñito pueblo de cuenca (España) y cumpliese con toda la legislación, estudios de seguridad, toxicologicos, bla, bla, bla… Estarias de acuerdo en su uso? … Diria que con un equipo pequeño se podria conseguir bastantes cultivos modificados, pero no podriamos afrontar los costes de miles de personas como tu dandonos por donde amargan los pepinos.
Es solo una pregunta curiosa.

AntonioAntonio

El colmo de la objetividad es criticar un artículo lleno de bibliografía a artículos científicos y datos estadísticos con… opiniones XDDDDDDDD

AilínAilín

Efectivamente Raul, otro de los fines que tiene mi post es intentar explicar a la gente corriente que no solo se investiga en las grandes empresas como Monsanto o Bayer sino que el trabajo arduo y silencioso está en los laboratorios donde cada día hay que sortear una enorme cantidad de obstáculos para que se nos permita investigar y, en muchos casos, con el dinero justo y haciendo malabares. Aún así se sacan ideas asombrosas y se publican cada año cientos de artículos científicos que profundizan en numerosos aspectos desde la reducción del tiempo en los programas de mejora, hasta la obtención de variedades resistentes a numerosos y diversos estreses que podrían ayudar a la población mundial a combatir no solo los problemas medioambientales sino que también el hambre en los países del tercer mundo.

AilínAilín

Sigo pensando que la objetividad va relacionada con una mentalidad abierta que puede absorber conocimientos para poder tener imparcialidad, si nos volvemos totalmente radicales, qué nos aportan esas ideas, sino que un estancamiento del pensamiento. Por esa regla de tres, quedémonos en la Edad Media dónde la Tierra era el centro del Universo, no investiguemos, no avancemos, eso solo trae desgracias, decía la Santa Iglesia…

AntonioAntonio

En serio, parece que te hayas cogido la biblia antitransgénica y la estés repitiendo versículo por versículo. Estás repitiendo casi todos los tópicos más viejos, manidos y ridículos sobre los OMG.

AilínAilín

Bueno intentaré recapitular todo un poco e ir desmontando todo lo dicho hasta ahora.
Primero retomando el tema de el consumo de alimentos transgénicos que según usted “intoxican” de algún tipo de manera que no logro comprender ya que, y cito textualmente ” Un transgénico solo tiene un trozo de ADN que expresa una proteína” y ni siquiera en todos los casos que, al llegar al estómago se degrada y poco tiempo después es imposible saber si lo que te has comido es transgénico o no. Por lo que me gustaría conocer las fuentes donde se presenten los ensayos que hayan detectado alguna posible anomalía. Además, no lo solo poniendo en duda esta premisa, deberíamos preocuparnos más por lo que se conoce actualmente como “lo natural” ya que como por ejemplo, los huertos urbanos ecológicos, estos que están de moda, ni siquiera se han parado a llevar a cabo un análisis de suelo (y mire que soy agrónoma, y esto me lo conozco muy muy bien) para comprobar la presencia de algunos micronutrientes como pueden ser el cadmio o el zinc, entre otros, que si que son tóxicos para la salud en vez de estar predicando con el miedo y el desconcierto.Con ello cierro también lo del etiquetado de los animales que consumen pienso transgénico, no tiene ningún sentido, es más puesto a pedir que me adjunten análisis de suelos que seguro que algún alimento ecológico no es tan seguro como los transgénicos. Esto es un ejemplo más que demuestra que ni siquiera somos capaces de ser objetivos con lo que decimos,
En segundo lugar, aquí adjunto un par de links en los que, por parte de una org como lo es el ISAAA, se pueden observar como evolucionan los OMGs en el mundo y nos dan una pista no solo de su rentabilidad sino de lo que supone para el medio ambiente. Por un lado, estas variedades, aunque me diga lo contrario, permiten evitar el uso abusivo de herbicidas y plaguicidas lo que no solo ayuda a evitar posibles lixiviaciones y contaminaciones de acuíferos, sino que también hacen posible la disminución del uso de carburantes ya que los tractores no necesitan utilizarse para la aplicación de estos http://www.isaaa.org/. Por otro lado, haciendo referencia al caso de la India como ha nombrado, que aún no entiendo muy bien la relación suicidios/OMGs, le adjunto otro link donde se muestra lo que supone para este país la producción del algodón transgénico, el coste y el beneficio así como la evolución de este en el mercado mundial, http://www.isaaa.org/resources/publi...default.asp.
En tercer lugar, me paso a desmontar otra de sus teorías, pasito a pasito voy a intentar construir un nuevo enfoque a todas esas cosas con poco o ningún fundamento. Existen una gran cantidad de ensayos y publicaciones científicas cada año encargadas de desmontar y procurar que cada producto/variedad que se lance al mercado se encuentre controlada por medio de numerosos análisis biológicos como ensayos de alergenicidad, toxicidad oral o impacto medioambiental entre otros. Aquí le adjunto enlaces de interés y me gustaría, que los refutase de la misma manera, a nivel científico por supuesto, y no relacionando suicidios con variedades de OMGs.
“Transgenic maize event TC1507: Global status of food, feed, and environmental safety”.Baktavachalam GB1, Delaney B, Fisher TL, Ladics GS, Layton RJ, Locke ME, Schmidt J, Anderson JA, Weber NN, Herman RA, Evans SL. (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26018138).
“Recommendations from the workshop on Comparative Approaches to Safety Assessment of GM Plant Materials: A road toward harmonized criteria?”
Bartholomaeus A1, Batista JC, Burachik M, Parrott W. (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25706477).
Por último, señalar que los transgénicos además, nos permitiría un vía de exploración orientada a paliar el hambre en los países subdesarrollados, estudios relacionados con el estrés por calor o el estrés producido por sequía abre las puertas a conseguir variedades que nos permitan desarrollar cultivos tolerantes ya que, al fin y al cabo no todo es lo que piensan esas organizaciones no gubernamentales volcadas por el ser humano, ya que, si realmente lo fueran, apoyarían esta clase de investigaciones de cara a evitar el hambre en el mundo.

AilínAilín

Norberto tengo que discrepar en un cierto momento con su último comentario. En primer lugar me remito al primer comentario en el que dice que “ingerir directamente esos productos plagados de herbicidas o pesticidas, sino de alimentarte a través de vías indirectas, como es el caso de animales que consumen pienso en un 100% con OMG”.¿ Podría remitirme a algún artículo científico o ensayo en el que esto aparezca? como ya se conoce, y cito textualmente “un transgénico no entra en la cadena alimentaria”. Un transgénico solo tiene un trozo de ADN que expresa una proteína, solo en algunos casos que, cuando llegan al estómago se degrada por lo que es imposible saber lo que se han comido.
En segundo lugar,periódicamente existen estudios de seguimiento sobre los cultivos OMGs alrededor del mundo y su impacto, le adjunto el enlace donde puede encontrar toda la información necesaria a nivel mundial http://www.isaaa.org/ donde además, puede seguir de cerca el caso de la India y el algodón transgénico. Allí encontrará datos y verá como no existe correlación con lo que usted está diciendo, http://www.isaaa.org/resources/publi...default.asp y lo que supone el algodón transgénico para el país. Por otro lado, tampoco entiendo que tiene que ver los suicidios con el algodón, puesto que el algodón transgénico no solo produce un mayor rendimiento sino que, en general, los transgénicos evitan el uso descontrolado de herbicidas y plaguicidas, además de facilitar con ello el ahorro de combustible por parte de los tractores para fumigar.
Otro punto al que quiero hacer referencia es el de los estudios que avalan todas y cada una de las variedades que salen al mercado por ejemplo, le adjunto varios enlaces de artículos científicos que llevan acabo estudios de bioseguridad como estudios toxicológicos y de alimentación de los animales que quizás puedan interesarle y dar un poco de luz a las ideas.
“Recommendations from the workshop on Comparative Approaches to Safety Assessment of GM Plant Materials: A road toward harmonized criteria?”
Bartholomaeus A, Batista JC, Burachik M, Parrott W.
GM Crops Food. 2015 Apr 3;6(2):69-79. doi: 10.1080/21645698.2015.1011886.
PMID: 25706477
GM Crops Food. 2015 Apr 3;6(2):80-102. doi: 10.1080/21645698.2015.1054093.
“Transgenic maize event TC1507: Global status of food, feed, and environmental safety”.
Baktavachalam GB1, Delaney B, Fisher TL, Ladics GS, Layton RJ, Locke ME, Schmidt J, Anderson JA, Weber NN, Herman RA, Evans SL.
Por último abordar el tema del etiquetado de los productos al que me remito en el apartado de que , al no entrar dentro de la cadena alimentaria, antes de etiquetar esa clase de cosas preocupémonos por realizar estudios de suelo (como ingeniera agrónoma créame que lo se muy, muy bien) en aquellos lugares donde se están llevando acabo áreas de huertos urbanos por quizás, y puedo asegurarle que últimamente en un gran número, están apareciendo contaminaciones mucho más importantes de elementos como el cadmio o el zinc, entre otros que en grandes cantidades si que pueden ser nocivos para el ser humano. Así que, no pongamos etiquetas en lo desconocido, por que a veces, lo natural es mucho más dañino y estamos, por error, hondeando una bandera con doble cara.

Norberto BerlinNorberto Berlin

Usted me remite a fuentes del oficialismo biotecnológico…(la ISAAA) que no hace otra cosa que servir de vocero propagandista de las mentiras de Monsanto y Novartis para arrimar el ascua a su sardina. Yo le podría citar otras decenas de artículos independientes que dicen lo contrario respecto al caso del algodón transgénico en la India y los suicidios que lleva aparejados. Supongo que le parecerá estupendo que en ese cultivo transgénico de algodón en la India se utilice mano de obra esclava infantil…Son las prácticas del mercado capitalista biotecnológico ¿verdad?

Volviendo al tema del algodón indio…no hay más ciego que el que no quiere ver puesto que incluso hasta el diario indio The Hindu, ya señaló en su momento que la multinacional Monsanto (la introductora en la India del algodón modificado genéticamente) había admitido que su algodón transgénico había fracasado. Año tras año los campesinos y científicos (SI) habían comprobado que en los campos hindús de algodón transgénico las plagas se hacían resistentes a las toxinas de la ingeniería genética de Monsanto y, por lo tanto, tenían que aplicar grandes cantidades de pesticidas. Lo demás son juegos malabares sin criterio ni fundamento científico alguno.

Hombre, comparar que lo “natural” puede ser más dañino que un OMG…no se sostiene ni en pie , ni sentado. Pero bueno aquí cada uno juega sus cartas a conveniencia. Sólo que unos velan por los intereses de las corporaciones y otros por la transparencia y la salud.

Alguien dijo que los cultivos transgénicos eran, el caballo de Troya de la globalización. Todo, al final, acaba estando relacionado

AilínAilín

Perdone que le contradiga, pero me he tomado la molestia de hablar con compañeros de mi laboratorio procedentes de India y he intercambiado ideas sobre lo que usted me está diciendo. Según ellos les gustaría conocer “esos artículos independientes” que usted menciona, ya que ellos no los conocen y mucho menos las fuentes del diario The Hindu, como comenta. Si los propios indios no lo ven así, cuál es el problema? No es más necio el que demuestra las pruebas remitiéndose al ámbito científico, vuelvo a invitarle a que se dirija a http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed, ponga Transgenic crops, y lea la cantidad tan numerosa de ensayos científicos de comprobación de bioseguridad de numerosos cultivos transgénicos, qué me puede decir de ellos?
En respuesta a lo de los alimentos naturales, a caso no es cierto el nivel de ciertos micronutrientes? o también necesita que adjunte análisis de suelos? Soy una muy buena agrónoma, y se a lo que me estoy refiriendo.

Norberto BerlinNorberto Berlin

Vamos a ver Ailín…lo que no se puede poner ya es palos a las ruedas y pretender que el carro siga rodando..El origen exacto de la noticia no lo he encontrado sino por fuentes indirectas fiables….pero vamos que los agricultores indios no quieren ver los transgénicos ni en pintura lo dice exactamente esta noticia del propio diario The Hindu Times. Pero se pueden encontrar decenas más. Fuente de primera mano:

http://www.thehindu.com/news/nationa...5004855.ece

Y, vamos, en la foto se ven unos cuantos protestando eh. Representando, básicamente, a las organizaciones de agricultores y activistas de la Coalición por una India libre de transgénicos, quienes han hablado claro: “el 93 por ciento de las semillas de algodón transgénico del país está controlado por Monsanto. Ahora está en manos del primer ministro indio proteger nuestra soberanía en el uso de semillas, así como de nuestros alimentos, granjas y libertad “. Así que eso de que “los indios no lo ven así” resulta cuanto menos chirriante. Serán los comprados a precio de miseria por la multinacional transgénica. No sé que contactos tendrá ud en la India….pero me temo que o son unos farsantes, o mienten deliberadamente.

Como dice un comentario a la noticia los alimentos genéticamente modificados son la mayor amenaza a la India y el mundo en desarrollo en general. Empresas como Monsanto y Cargill se mueven por afán de lucro y están amenazando el derecho de los agricultores a poseer semillas. Es alentador ver que personas como el Dr.Vandana Shiva están liderando una lucha para educar y empoderar a los pobres y marginados agricultores de la India.

Eso es…pobreza y miseria de la que se aprovechan empresas mafiosas y criminales como Monsanto. ¿Se acuerda usted de la tragedia de Bophal en la India hace ya muchos años? Esa es la codicia del gran capitalismo: que pasa por encima de los cadáveres de los más pobres de la Tierra.

Ah, y respondiendo a JM Mulet…me gusta entrar en Naukas porque (a veces) me gusta la ciencia, pero sobre todo para, de vez en cuando, dar caña en temas en los que discrepto radicalmente, aunque la censura funciona muy eficazmente….a veces. Venga…no dejéis que esto sea un solar aburrido en manos de palmeros cientifistas.

AilínAilín

La verdad esto parece el pez que se muerde la cola, mientras yo presento artículos científicos, bibliografía reproducible, estudios, análisis, informes mundiales usted me contesta con un artículo periodístico de dudosa fuente. Así es la vida misma, los transgénicos tienen que demostrar cada día su fiabilidad, su producción y su bioseguridad mientras a los retractores se les permite divulgar sin base alguna. Pero gracias a la información, investigación y divulgación la sociedad poco a poco irá cambiando si en mi caso, una ingeniera agrónoma ha podido comprender y profundizar sobre ello esto puede ser bueno para poder divulgar en otros círculos más reticentes, siempre desde el punto de vista científico y verídico, y no basado en dos o tres artículos periodísticos que pueden escribirlos cualquier periodista no muy puesto en la materia porque además sabemos, que ante falta de presupuestos, ponen a gente poco informada y con fuentes muy limitadas a hacer el trabajo de otras a las que se les ha despedido o simplemente, se han ido.
Esta no es más que otra refutación por mi parte, ya que en este máster no solo aprendemos como científicos sino como divulgadores desde todos los puntos de vista, con visitas por parte de empresas, periodistas científicos, grande eminencias de la ciencia o simples trabajadores del sector público.

AntonioAntonio

Claro, claro, todo lo que los que lo contradigan a usted están vendidos al mal, no importa los datos y pruebas que aporten. En cambio, si están de acuerdo con usted, no tienen que aportar ninguna prueba. Qué nivel, Maribel…

AntonioAntonio

Quería decir:

Claro, claro, todos los que lo contradigan a usted están vendidos al mal, no importa los datos y pruebas que aporten. En cambio, si están de acuerdo con usted, no tienen que aportar ninguna prueba. Qué nivel, Maribel…

AilínAilín

Sinceramente, yo aún sigo esperando, de buen agrado,la docena de informes independientes que dice que existen, porque no creo que tengan la base científica ni la reproducibilidad que se les exige a los laboratorios para poder publicar, pero bueno. Seguiremos esperando ya que, en los últimos años esta gente solamente se basa en artículos banales y sin base experimental para atacar lo que ya es una realidad.

Javier AmuchásteguiJavier Amuchástegui

Perdón por la intromisión, pero quise aportar mi grano de arena al debate; espero les sea útil.

Soy estudiante de Ingeniería Agronómica en Córdoba, Argentina. Me faltan pocos meses para terminar la carrera. Soy un futuro productor agropecuario, e hijo de productores. Desde este punto de vista me gustaría hacer mi aporte.

No soy defensor de ninguna multinacional, con las que no simpatizo demasiado. Sin embargo, debo reconocer que el daño a los productores en Argentina lo están haciendo los grupos “ambientalistas”, no las grandes multinacionales. Acá, a los productores nos llaman “genocidas hijos de mil p***”, “asesinos”, y demás adjetivos indignantes para cualquier profesión. Estos mismos grupos, poco numerosos, interrumpen conferencias científicas, son violentos y agresivos a la hora de hablar y de escribir, gritan siempre las mismas frases y enarbolan pancartas llenas de calaveras, niños deformados o cultivos grotescamente modificados (con photoshop, obvio). Amenazan, mienten, destruyen. De esta manera generan miedo, atacando las emociones de la población. Además, gozan de inmunidad total, nunca serán juzgados ni tendrán que responder por sus actos, dado que son “luchadores por la vida” (lo que no pasa con los productores, que son juzgados injustamente, por culpa de estos mismos grupos, que manejan la opinión pública y, así, al Estado). La política siempre va por detrás, dado que usan este marketing amarillista para postularse para cargos políticos. Soy testigo y víctima de este tipo actividades.

Por otro lado, quiero resaltar las ventajas de los cultivos transgénicos y los plaguicidas para la producción. Desde el punto de vista del productor agropecuario, representan gran parte de la solución a muchos problemas de plagas, malezas y enfermedades, que se llevan grandes porcentajes de la producción total de alimentos a nivel mundial. Permitieron el combate contra estas pestes a bajo costo y con bajo impacto ambiental. Puedo mencionar el ejemplo del maíz Bt, que en un principio nos permitió controlar orugas limitantes para la producción sin la aplicación de plaguicidas, todo mediante una proteína específica para esa plaga; o los cultivos resistentes a glifosato (herbicida poco tóxico, pero polémico, cuyo análisis no incumbe particularmente a mi comentario, pero sobre el que estoy dispuesto a debatir en otra ocasión), que nos permitieron controlar el 100% de las malezas a bajísimo costo. Así nos evitamos manejos culturales (movimientos de suelos) que aumentaban la erosión, viabilizando la Siembra Directa, práctica que reduce la erosión hídrica y eólica, las emisiones de carbono por movimiento de maquinaria, y aumenta captura de carbono atmosférico por aumento de los niveles de materia orgánica del suelo.

Los problemas de resistencia de las plagas y malezas a herbicidas y transgénicos que mencionaron brevemente más arriba no aparecen por culpa de los cultivos y los productos en sí, sino por la falta de criterio de productores que no tomaron las medidas de manejo adecuadas en su momento para proteger la tecnología (rotación de principios activos y cultivos, franjas refugio, etc.)

Por último, quisiera mencionar que en Argentina no hay indicadores de peligro a nivel poblacional por el consumo de estos alimentos ni la exposición a plaguicidas. Ni siquiera aparecen en las estadísticas. Lo mismo con el cáncer. Ha habido estudios que me he tomado el trabajo de leer y que no tienen validez estadística ni científica; pero que puedo mencionar a quien así lo desee.

Gracias por el artículo y por los comentarios. Me alegra saber que en algún lugar del mundo los críticos son respetuosos, no así en mi país.

Saludos desde Argentina!

AilínAilín

Muchas gracias Javier por aportar información de otra parte del mundo. Hoy en día, a nivel europeo, las controversias vienen ligadas a la falta de conocimiento y a la mala propaganda a nivel público y social que tienen los transgénicos (desde mi humilde punto de vista claro está). Yo soy Argentina, pero vivo en España hace más de una década. He tenido la oportunidad de formarme como ingeniera y además como biotecnóloga, a grandes rasgos, pero siempre manteniendo el contacto y la información sobre lo que sucede en mi país y si que es cierto, que el nivel de aceptación y confianza por parte de los agricultores es muy elevada y la disponibilidad de estas variedades modificadas genéticamente es mucho mayor. A los agricultores no solo les ha permitido un aumento de la producción sino que también facilidades para la efectividad, la amortización y el menor tratamiento con herbicidas y plaguicidas que esto conlleva.
El problema radica en que en Europa cada vez se mira con mayor recelo a estas variedades repercutiendo en todo lo relacionado con la biotecnología hasta que, como ocurrió con casos como el ébola, entra la alarma social y todo el mundo prefiere algo transgénico que la idea de morir. En esos casos es egoísmo e hipocresía. No queremos transgénicos pero si Zeta Mapp obtenido a partir de plantas manipuladas de tabaco, vaya! que casualidad!
Un saludo y ante todo muchas gracias por participar.

Norberto BerlinNorberto Berlin

Ahora resulta que la opinión de los propios agricultores no cuenta. Como siempre. Así se impone la dictadura de las transnacionales a las que sirven nuestros epígonos de la biotecnología. Para usted es irrelevante que los que sufren en sus propias carnes el disparate transgénico (en la India) son mercancía irrelevante. Usted me remite a una ciencia cada día más prostituida y al servicio de los intereses de los grupos de presión. ¿Me ha presentado bibligografía crítica verdaderamente independiente y no la que es del gusto de Monsanto y Bayer? ¿Por qué no dice ni una sóla palabra crítica contra el monopolio-extorsión mafioso de esas multinacionales? ¿Por qué será que los estudios favorables a los OMG y, por tanto, a Monsanto y empresas afines, están trufados de conflictos de intereses?

Estudios independientes sobre los OMG…el de Seralini…crucificado por la ciencia oficial pero que fue publicado en la revista Food and Chemical Toxicology, después de una revisión por otros científicos. A horas de su publicación y de forma totalmente anticientífica (es decir, sin evidenciar en contrario) salieron en tromba investigadores afines a la industria biotecnológica, entre otros los del SMC (el Centro de Medios para la Ciencia, patrocinado entre otros por Monsanto, Bayer o Syngenta). El argumento teórico principal fue que Seralini utilizó ratas no adecuadas para sus ensayos clínicos. Pero se olvidan que Monsanto utilizó las mismas ratas y en menor tiempo que Seralini para dar vía libre a su maíz MON603. Lógicamente no se puede esperar gran cosa científica de quien está sponsorizado por empresas que tienen un sucio negocio lucrativo por detrás

Su percepción debe estar en una burbuja porque la realidad nos dice que cada día los OMG están siendo vetados en infinidad de países…Y la gente no traga con el sapo de las supuestas bondades del negocio supuestamente beneficioso de los OMG

AntonioAntonio

“Estudios independientes sobre los OMG…el de Seralini…crucificado por la ciencia oficial pero que fue publicado en la revista Food and Chemical Toxicology, después de una revisión por otros científicos.”

Ya tardabas en mencionar a Seralini XDDD

Crucificado por la ciencia oficial no, crucificado por los errores de bulto que contiene (aparte de incumplir la normativa sobre maltrato de animales de experimentación, pero ésa es otra historia). Por cierto, que se olvida mencionar que esa misma revisión por pares acabó retirando el artículo de la revista. Pero no dejemos que la realidad estropee una buena historia, eh.

AilínAilín

No hay peor ciego que el que no quiere ver… Por qué seguirán funcionando, y cada vez más los transgénicos? Por qué están en los detergentes, en el tratado del cuero, en los vaqueros, en las enzimas para alimentación, en los alimentos, en los piensos, en LOS BILLETES DE EURO (¿sabía que están hecho de algodón transgénico?). Además, por qué hay tanto interés prohibirlos? Porque ciertamente los agricultores no son tontos, y si saben que existe rentabilidad van a usarlos y si eso pasa, esos blogueros u organizaciones ecologístas dejarán de tener armas para todo ello, se quedarán solos y se terminarán las reyertas absurdas sin motivo ni razón alguna.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>